El Retiro, un museo de escultura al aire libre

Domingo, 26, noviembre, 2017, 11h

Datos técnicos

Precio: 10€ (Socios, 8€)
Grupo: 25 personas
Es necesario inscribirse
Inicio: 11 h, c/ Antonio Maura esquina a c/ Alfonso XI.
Final: Glorieta del Angel Caído.
Duración: 2 horas y cuarto.
Guía: Francisco Juez

DESCRIPCIÓN DEL PASEO:

Especialmente desde su transformación en parque público con la Revolución de 1868, el Retiro se ha ido llenando paulatinamente de monumentos escultóricos de todo tipo. En este paseo identificaremos las esculturas llegadas al parque desde otros lugares, los programas escultóricos concebidos en diferentes fases históricas y las actuaciones puntuales, que nos han dejado un interesante y variopinto conjunto.
Comenzaremos junto a los edificios que, muy reformados, subsisten del antiguo complejo palatino del Buen Retiro para comprender el origen regio del actual parque. En la fachada del antiguo Salón de Reinos podremos ver algunas esculturas procedentes del Palacio Real con las que iniciaremos nuestro recorrido. A continuación veremos el muy interesante monumento dedicado a la reina María Cristina de Borbón, obra del arquitecto Miguel Aguado y del escultor Mariano Benlliure.
Tras adentrarnos en los jardines comenzaremos viendo las esculturas del Parterre, entre las que destacan las dedicadas al dramaturgo Jacinto Benavente, obra de Victorio Macho de 1961, y a su padre, el doctor Benavente, de 1885. A continuación podremos ver monumentos del siglo XVIII trasladados en época posterior al parque, como la Fuente de la Alcachofa o, de nuevo, algunas estatuas del Palacio Real. También vino de otro lugar la Fuente dedicada a Isabel II, diseñada por el arquitecto Francisco Javier de Mariátegui y esculpida por José Tomás en 1831.
En el sector occidental del parque, el más próximo a la calle de Alcalá veremos diferentes monumentos, como el que conmemora a Ruperto Chapí, el de los Hermanos Álvarez Quintero o el Monumento a Cuba, de 1929, en el que intervinieron varios escultores. Desde allí nos dirigiremos al conjunto monumental dedicado a Alfonso XII, diseñado por José Grases Riera, que es un verdadero museo escultórico al aire libre, en el que intervinieron más de veinte escultores españoles. Muy cerca, y completando el complejo, se encuentra el monumento dedicado a Martínez Campos, con escultura ecuestre de Mariano Benlliure, de 1907. Y algo más escondido se halla el magnífico conjunto dedicado a Ramón y Cajal, obra de Victorio Macho e inaugurado en 1923.
En la zona del Campo Grande veremos monumentos muy diversos, como el de Campoamor, obra de Federico Collaut Valera, o el de Galdós, erigido por Victorio Macho, entre otros de menor importancia. Visitaremos también varias esculturas en la zona de la Rosaleda, especialmente la dedicada Miguel Moya, de Mariano Benlliure, y terminamos en la peculiar fuente del Ángel Caído, de 1877, con escultura de Ricardo Bellver.