Del poblado del Atazar a la Puebla

Sábado, 25 / Domingo, 26, Noviembre, 2017
Nivel 2 (9 a.m.)

Una ruta muy atractiva por el camino medieval que unía Puebla con el Atazar.

Datos técnicos

Salida: 9 a.m. desde Plaza de España.
A las 9,15 a.m. en Plaza de Castilla.
Regreso: En torno a las 17,30 h terminará la excursión, parando 30 minutos a tomar algo.
Precio: 20€ (Socios: 18€)
Desayuno: No hay parada para desayunar.
Distancia: 18 km
Desnivel de subida: 520 m (850 m acumulado).
Desnivel de bajada: 270 m (790 m acumulado).

DESCRIPCIÓN DE LA EXCURSIÓN:

Marco Geográfico
La ruta transcurre por los términos de El Atazar y Puebla de la Sierra, en la provincia de Madrid, límite con a de Guadalajara.
Descripción del itinerario
Desde el poblado del Atazar bajaremos a los meandros del río Lozoya, cruzaremos la pequeña presa de la Parra y por el sendero GR88 ascenderemos al pueblo del Atazar. Cruzaremos este caserío saliendo a las antiguas heras y tomaremos una estrecha senda que penetra en un espeso bosque mixto de rebollos, arces de Montpellier, endrinos, etc. que nos conduce a la pista por la que llegaremos al collado de las Palomas.
Desde esta divisoria de aguas, con buenas vistas, emprenderemos el descenso por el antiguo camino a Puebla de la Sierra, a lo largo del valle del arroyo de la Puebla.
Valores naturales
Altos. Al inicio de la excursión pasaremos por los meandros abandonados del río Lozoya, los únicos de la Comunidad de Madrid. En la salida del Atazar se atraviesa un hermoso rebollar acompañado de numerosas especies caducifolias. Y el descenso hacia la puebla cruza el angosto valle que el arroyo de la Puebla ha tallado en las pizarras. Un paisaje soberbio.
Además, en toda la excursión el paisaje esta dominado por la presencia de pizarras, con suelos empobrecidos sobre los que crece la jara, abundante en toda la zona a causa de la temperatura suave que propicia la ladera de solana. También nos encontraremos con repoblaciones de pinos, en su mayoría Pinus pinaster, en la ladera de umbría.
Valores culturales
La presa del Atazar es el mayor embalse de Madrid, mientras que el Pontón de la Oliva fue una de las primeras presas que se construyeron para llevar el agua a Madrid (se puso la primera piedra el 11.8.1851), aunque las contínuas filtraciones en las calizas hicieron que se abandonara su uso.
A lo largo de este recorrido veremos también la pequeña presa de la Parra, que se construyó en 1900-04, para subsanar defecto en el Pontón de la Oliva (asentado sobre las permeables calizas).
Dificultad de la ruta
Media. Casi todo el recorrido transcurre por sendero, excepto un pequeño tramo por pista forestal.
Equipo recomendado
Chaqueta impermeable, forro polar, botas de montaña, mochila con agua (1,5 litro mínimo), comida, bastones, gorra, protector solar (cara y labios), etc.
Es recomendable llevar un pequeño bolso de mano con ropa de repuesto que se deja en el maletero del autocar. Al regresar puede uno cambiarse, si por la razón que fuera se hubiese uno mojado (o no).
Por otra parte, y con el fin de no ensuciar el autocar, se ruega se lleve calzado de respuesto que se dejará en el maletero, quitándose las botas antes de subir al autocar.